jueves, 27 de octubre de 2016

La aceptación de la homosexualidad

Para poder hablar de este tema tenemos que empezar  planteándonos esta pregunta ¿Qué es la homosexualidad? La real academia española la define como Inclinación erótica hacia individuos del mismo sexo.  Una vez aclarado este concepto, me gustaría hablar sobre la homosexualidad en los jóvenes y lo que conlleva serlo.
Antiguamente la homosexualidad se consideraba un “delito”, ya que la iglesia te castigaba, o te ridiculizaba, si te sentías atraído por una persona del mismo sexo. Después de que la iglesia perdiera su importancia en la sociedad, esta creencia perduro hasta hace pocos días, en donde la gente homosexual se tenía que esconder, para no ser una burla publica, o tratar-los de enfermos. Pero un día no muy lejano, se empezaron a levantar y a protestar que sus sentimientos tienen que ser aceptados, ya que no son bichos raros, y son personas completamente normales. Después de todas estas manifestaciones los homosexuales ya no son tan mal vistos, se podría ver reflectadas ciertas burlas cuando estos son jóvenes, pero cuando la gente crece, suele aceptar a los homosexuales, y digo suele porque hay gente que no los acepta ya que son demasiado fieles a sus creencias o que la otra opción, que su familia no les ha inculcado ese tipo de información.
En mi opinión, hoy en día la gente ha aceptado el hecho de que alguien le guste alguien de su mismo sexo, si es verdad que hay gente que no puede ver a una pareja homosexual besándose, pero la balanza ha cambiado mucho respecto los últimos 100 años. Antes los valores de esta balanza eran de 80% no 20% si, ahora la balanza es justo al revés. Los homosexuales han llegado a ser tan aceptados que algunos tienen club de fans por ser de esta manera, y sentirse orgullosos de ellos mismos. Incluso creo que esta pequeña fama que tienen algunos homosexuales, ha impulsado una nueva moda de convertirse en homosexual y bisexual para tener más “followers” y tener una mayor cantidad de “like”

En conclusión hoy en día la discriminación ha bajado muchísimo, y a demás de eso nos respetamos más los unos a los otros.     

jueves, 20 de octubre de 2016

ACEPTACIÓN DE LA HOMOSEXUALIDAD

En mi opinión en la mayoría de lugares esta aceptada la homosexualidad, es más, he estado buscando información y he encontrado un mapa en el cual salía una estadística de la aceptación de este hecho y he visto que estaba basada en 39 países i nos revelaba que hay una amplia aceptación en América del Norte, la Unión Europea y gran parte de América Latina, pero un rechazo igualmente bastante generalizado en los países musulmanes y africanos, como también en zonas de Asia y Rusia, como nos demuestra este análisis, no en todos los lugares hay el mismo grado de aceptación, en esto también influye bastante el tipo de educación que una persona recibe, según la religión y las costumbre.

Concretando un poco más, aquí en Cataluña está bastante aceptado en general, pero aún falta mucho por hacer, porque sigue habiendo gente en este mundo que se ponen donde no deben, porque a nadie le debería interesar la condición sexual de una persona para tratar bien a esa persona o no, ya que es una persona como los demás, solo que tiene diferente orientación sexual a la nuestra, pero eso no significa ni que sea mejor ni no normal lo que él hace, ya que esta en todo su derecho de expresarse i ser feliz con quien esa persona quiera.

Desgraciadamente, mucha gente no ‘sale del armario’ por miedo a lo que la familia le pueda decir, lo que pueda pensar o por ese tío o ese padre que va a dejar de hablarle o a esas bromas típicas que son tan desagradables, y personalmente creo que esto tendría que desaparecer, ese miedo, tienen que estar orgullosos de lo que son y no tener miedo de lo que piensen los demás porque hay gente que es de mente cerrada y no debería ser así, porque es lo más normal del mundo. Y pronto la grafica esa que he visto en internet, tendría que haber una aceptación del 100% del mundo.


En mi familia por ejemplo, tengo un primo homosexual, al cual le costó muchísimo comunicarnos la noticia, debido a ese miedo, el siempre había sentido tendencia por su mismo sexo y no dudo en contárselo a su madre, pero hasta que no tuvo 23 años, no se armo de valor y lo conto a toda la familia, porque él pensaba que no le iban a aceptar, cosa que no tendría que pasar, ya que la gente tendría que considerarlo normal ya que lo es y siempre lo ha sido, aun que haya gente que nunca cambiará, un día u otro se darán cuenta de que la aceptación es lo más importante, y que no deben tratar diferente a una persona por su condición sexual, ya que no es asunto suyo y cada uno hace con su cuerpo lo que quiere.

lunes, 17 de octubre de 2016

El turismo en Barcelona



Barcelona es una ciudad con un gran atractivo, conocida por su estilo Mediterráneo. Es casi imposible encontrar otra ciudad con tanta historia y cultura, que sea tan abierta y cosmopolita. Con estas cualidades no es de extrañar que sea un destino de primer nivel. Acoge visitantes de perfiles muy distintos, diversificados en cuanto a origen y motivación.  El turismo aporta una gran cantidad de ingresos, prosperidad e intercambio a la ciudad. Aun así, no todo son ventajas, este se puede convertir en un problema si es objeto de una mala gestión.

Para empezar, el turismo constituye uno de los sectores económicos más influyentes de gran parte de los países desarrollados. En el caso de Barcelona en particular, este genera un impacto económico de 20 millones de euros diarios. Podemos considerar que los visitantes vienen por el tradicional sol y playa, que todavía parece uno de los principales focos de atracción. Aún así, en los últimos años han aparecido nuevas tendencias que cada vez tienen más peso dentro de la oferta vacacional catalana. Dentro de las posibilidades económicas que nos ofrece este sector, cabe destacar la creación de empleo en distintos ámbitos; como el alojamiento, la restauración, y la gestión de ofertas y servicios turísticos. Además, potencia el desarrollo de la cultura, el ocio y los transportes.

En Barcelona se están extendiendo varios sectores económicos ligados a las nuevas tecnologías y la sostenibilidad que ofrecen interesantes oportunidades de negocio, sobretodo para el turismo. La ciudad apuesta por la mejora constante y los proyectos con grandes oportunidades de futuro. Por este motivo, incluso en tiempos difíciles, siempre se encuentra inmersa en una gran transformación urbanística, con importantes inversiones públicas y privadas que benefician también a la población local.  

Por otro lado, cabe decir que últimamente los vecinos de la ciudad se están quejando y opinan que hay muchas aspectos a mejorar. Por ejemplo, el exceso de apartamentos turísticos en La Barceloneta, que se extienden por L’Eixample, Poble Sec, Gràcia y otros barrios, provocó una intensa protesta ciudadana. Estos alojamientos que en un principio benefician a quien los alquila, son un problema para el vecindario, que debe soportar el ruido. Además, como muchos de los turistas son jóvenes con ganas de fiesta, dejan botellas de alcohol esparcidas por la calle y no respetan los espacios públicos de la ciudad.

En conclusión, el turismo acostumbra a aportar muchos beneficios y Barcelona no se ha quedado atrás, aprovechándose del sector para mejorar su nivel económico y cultural. Aún así, se tienen que gestionar diversos aspectos para que la ciudad reciba a unos visitantes responsables, que quieran disfrutar de un intercambio cultural sin problemas.



sábado, 15 de octubre de 2016

EL TURISMO EN BARCELONA

El turismo en Barcelona es muy beneficioso para los ciudadanos de la ciudad, aunque no siempre, en parte si y en parte no, quizás si algunas cosas se modificaran todo iría mejor.

Como ya he mencionado el turismo siempre ha sido beneficioso sobre todo para la economía de la ciudad ya que éste da mucho dinero a los hoteles, restaurantes, tiendas y otras empresas. Pero por otra parte este hecho se convierte en algo negativo ya que en general a las empresas de la ciudad y al ayuntamiento solo les interesa ganar dinero sin darse cuenta que no beneficia nada a los barceloneses.

El ayuntamiento de Barcelona, los hoteles, pisos de alquiler y otras empresas solo enfocan sus ventas y actividades hacia los turistas hecho que molesta a los ciudadanos de la misma Barcelona.

Por ejemplo cuando los ciudadanos de allí quieren alquilar un piso y quizás los propietarios no se lo quieran alquilar porque prefieren alquilárselo a los turistas que seguramente les pagarán más. No tan solo eso sino que también alquilan pisos que no deberían ser alquilados ya que no están en buenas condiciones o no tienen todos los papeles en regla, éstos son llamados los pisos ilegales. Entonces como podemos ver la gente únicamente está interesada en ganar dinero y su economía sin importar los demás ciudadanos.

Por otra parte los barceloneses están molestos por los incivismos que cometen muchos de estos turistas, ensucian las calles, hacen mucho ruido y la gente del barrio o ciudad no puede dormir o incluso ya no se puede pasear tranquilamente como siempre habían hecho los barceloneses sin que los turistas los embistan por la calle. Para la gente que lleva viviendo toda la vida en Barcelona es una gran molestia que los turistas tengan este mal comportamiento hacia su ciudad y que además el ayuntamiento no haga absolutamente nada para evitarlo.


Finalmente creo que el turismo es un gran beneficio para Barcelona y cualquier ciudad del mundo pero hay que saber gestionarla bien y sobre todo no olvidarse de los ciudadanos de toda la vida. Por lo tanto está claro que lo que se necesita en Barcelona es una modificación; endurecerse con las normas para los turistas y que aprendan a respetar la ciudad y los vecinos de ésta y como ya he dicho no enfocarlo todo hacia el turismo perdiendo los pequeños comercios de toda la vida y hacer más actividades para los barceloneses y no todo para los turistas. 

viernes, 14 de octubre de 2016

El turismo en Barcelona


Hoy en día como fuente de ingresos en muchas ciudades o pueblos con interés histórico y cultural –entre otros-, se basa en el turismo. No es novedad pues, que en verano, siendo -en principio- la mejor época para marcharse de viaje, las ciudades se llenen de extranjeros ansiosos por explorar las calles desconocidas e interesarse por los puntos turísticos de más éxito. Aun así, no todo conlleva buenos resultados.

Por una parte el beneficio monetario es notable en la mayoría de comercios: las agencias de discotecas, los bares y los pubs se llenan de turistas jóvenes y mayores, los hoteles se ocupan, hasta los de alta cualificación y todos los negocios son positivamente afectados en general. A demás, el turismo proporciona lugares de empleo –aunque quizás sean temporales- tanto en esos comercios dedicados a ello como en los más “de calle”. La Administración del Turismo es de hecho muy consciente de la importancia de ofrecer una buena imagen y un buen servicio para los extranjeros que llegan y de hecho por lo general se consigue; un informe de la Generalitat destacaba la mayoría de turistas valoraban muy positivamente su experiencia en la ciudad y que el 20% de los turistas no destacaba ningún aspecto negativo en concreto.
Por otra parte en cambio, el gran problema del turismo presente en Barcelona es su gran masa. Un campo amplio de turistas puede realmente generar una serie de problemas a los ciudadanos establecidos, como es el comportamiento de los extranjeros excitados por la emoción u otros motivos, la gran aglomeración por la mala distribución de los grupos turísticos, apartamentos conflictivos de alquiler etc. Por lo contrario, existen también inseguridades de los turistas ante el hurto, ya que son de gran atracción para los delincuentes de la ciudad y es de hecho un caso muy común.


En mi opinión y como ya se ha debatido en distintas ocasiones la solución a los problemas sería una mejor distribución del turismo en los grupos de masa y las agencias encargadas exclusivamente a la organización turística deberían encargarse de ello. Aun así creo que la solución óptima podría ser establecer un turismo de calidad (precios balanceados en vez de demasiadas ofertas para rebajar precios, por ejemplo) en lugar del de grandes masas que se ha establecido a la ciudad. 

Turismo en Barcelona

Cuando hablamos de turismo nos referimos a los viajes y estancias que realizan personas en lugares distintos a su entorno habitual. Una de las industrias más importantes a nivel mundial, que puede ser por negocios, fines de semana para descansar, motivos culturales, interés social o simplemente por ocio.  Actualmente el turismo es muy importante para la economía de muchas ciudades, como por ejemplo Barcelona.

En primer lugar, la actividad turística mantiene cerca de 120.000 empleos en la ciudad y genera un aumento económico. El turismo desarrolla Barcelona y hay un gran intercambio cultural. Otro aspecto beneficioso es la conservación de los lugares históricos y la ilusión que hace a los ciudadanos ver como los turistas hacen fotografías a lugares de su ciudad.

Mucha gente cree que el turismo solo tiene aspectos favorecedores, pero en Barcelona hace años que empezaron a haber problemas. Muchos de los habitantes han salido algunas veces para manifestarse contra el turismo masivo. Últimamente el turismo más habitual es el de borrachera, los gritos en las calles no terminan hasta las 7:30 y aunque las fiestas se acaben los visitantes las siguen en la calle, actitud que molesta demasiado a los vecinos. Otros aspectos como la construcción de macro hoteles que destruyen el paisaje urbano y la destroza de la convivencia en las comunidades y barrios hacen que los habitantes de Barcelona vean el turismo como un problema que hay que buscar solución. A parte de los ciudadanos, muchas empresas dedicadas al turismo también protestan contra las viviendas de uso turístico y la irrupción de la ilegalidad en los diversos ámbitos.

También el consejero del distrito del Eixample por Barcelona en comú, Francesc Magrinyà, se refería así sobre el turismo: “Cuando se habla de turismo sostenible se ha de considerar la sostenibilidad ambiental, social y económica. El impacto más negativo es la calidad del espacio público que deja de estar al servicio de sus habitantes”.


En conclusión, des del ámbito particular no quieren que haya un turismo masivo. Sin embargo en el ámbito económico y social de la ciudad es beneficiosa la visita de los turistas. En mi opinión, creo que debería restringirse un poco el turismo porque los que realmente tienen que estar a gusto en su ciudad y los que pasan todo el año son los habitantes de la misma. Es por eso que creo que estos ciudadanos deben de sentirse bien con la capital. El mismo ayuntamiento no tendría que dejar tanta libertad a los turistas que vienen por poco tiempo. También pienso que los mosos de esquadra deberían hacer su faena y ocuparse de los turistas y no turistas que están fastidiando a los vecinos del barrio. Es por todo esto que creo que el turismo es necesario para la economía de Barcelona, pero no hace falta un turismo masivo que incomoda a los habitantes.

jueves, 13 de octubre de 2016

El turismo en Barcelona+


Cada año aumenta el turismo en Barcelona, todo y que ahora no es temporada alta, aún hay mucha gente/ extranjeros que vienen a visitar la ciudad española.

En mi opinión creo que los visitantes, gente de otro país y incluso del mismo país, hacen bien en venir a visitar Barcelona que es una ciudad muy especial, con monumentos muy importantes como la sagrada familia, etc. Barcelona en si es una ciudad artística, pero debido al “mal” turismo algunas de estas obras de arte no son respetadas ni bien cuidadas, es a lo que se expone una ciudad turística al recibir gente de otros países con costumbres diferentes a las nuestras, por esta razón hay mucha gente que no está de acuerdo en que haya turismo en Barcelona, por un grupo muy reducido de personas, pero que dejan una fuerte huella.

Por otra parte los empresarios están de acuerdo con el turismo, es más, para ellos contra más turistas mejor, porque si hay turistas hacen mucho más dinero, porque invierten su dinero en el país, en entrar a museos, en bares, en restaurantes, en hoteles, en las tiendas, etc. In vierten en todo en general, les decir que una buena parte de la buena economía de Barcelona es debida al turismo que hay de fuera de España o de España mismo.

Otro benefició que nos trae el turismo y que no se le da mucha importancia, ya que pasa bastante desapercibido es que al haber gente de todo el mundo que viene a visitar Barcelona, la gente que trabaja en lugares públicos, trabajan sus idiomas extras, como por ejemplo el inglés. Por lo tanto no trabajan idiomas solo los guías turísticos, sino que también trabajan el inglés los trabajadores de una tienda, de un supermercado, un camarero o camarera, etc.

Como bien he dicho anteriormente, no todo el mundo está de acuerdo con el turismo, ya que en según qué zonas el turismo es más bueno y en según qué zonas el turismo es distinto, es decir que hay barrios que debido al turismo hay ciertas personas que no quieren frecuentar ya que el ambiente no es el mismo y6 deciden dejar de frecuentar según que sitios. Muchos extranjeros vienen a España, concretando en Barcelona a salir de fiesta, cosa la cual provoca muchos problemas debido al poco control que tiene la gente cuando sale, por tanto trae más problemas que beneficios.


En conclusión, no todo son desventajas, pero también es comprensible la posición de según qué0 personas en contra del turismo, ya que las partes que son negativas tienen mucho peso sobre ello.

lunes, 10 de octubre de 2016

EL BILINGÜISMO

El bilingüismo según el diccionario de la lengua española de la RAE es el “Uso habitual de dos lenguas en una misma región y por una misma persona”. Aun así, de forma más coloquial se podría decir que es el término con el que se les llama a las personas que pueden comunicarse y/o escribir con mucha fluidez dos lenguas distintas.
Hoy en día, es probable que debido al gran uso del inglés por todo el mundo, siendo uno de los idiomas más conocidos -por no decir el que más-, la mayoría de personas sean bilingües o aunque no dominen la segunda lengua a la perfección, probablemente lo hagan con fluidez, situándolos igualmente en el término bilingüe; conociendo el habla natal (maternal) y otro idioma establecido socialmente u ofrecido por circunstancias. En muchos casos además, debido a la inmigración, las personas se tienen que adaptar al lenguaje del país y han de poder dominarlo para mantener una vida estable y mínimamente lógica en un lugar donde se tendrán que familiarizar. Sucede muchas veces (sobre todo en los alumnos pre-adolescentes y adolescentes) que el hecho de hablar la lengua natal en sus casas y hablar el idioma establecido en el país en la escuela o institutos (o viceversa) durante un mismo estado temporal provoca confusiones a la hora de establecer conversaciones con las personas o al escribir en clases, por ejemplo. Estos casos son perjudiciales para aquellas personas, ya que el hecho de conocer y/o emplear dos lenguas distintas, crea como ya he nombrado, confusión, y dificulta el poder realizar tareas simples -como puede ser escribir una redacción- debido a la interferencia de una de las dos lenguas al querer utilizar una de ellas. Cabe decir, que quizás en lugar de ser necesariamente perjudicial, pueda nombrarse como frustrante, ya que en esas situaciones de confusión/duda en un ámbito comunicativo, normalmente (y por propia experiencia, además) se suele quedar en un estado de bloqueo y se tiene que parar a analizar la expresión correcta que se quería decir en una de las dos (o más) lenguas que en ese presente se estaba hablando. A pesar de la confusión, esa frustración que quizás pueda relacionarse con ser perjudicial, el hecho de ser bilingüe y tener esas confusiones, en parte y de alguna forma, beneficia el cerebro ya que permite desenvolupar la capacidad de relacionar conceptos y palabras y realzar semejanzas entre dos lenguajes aparentemente distintos. Además, el poder dominar dos o más lenguas, te permite ampliar el campo de opciones para viajar, estudiar, etc…